Un discurso gr no necesariamente requiere el apoyo de una buena presentaci en Power Point, no se trata de eso. Un discurso gr tiene que ser entretenido, llamar la atenci desde el principio, ser muy llevadero en el medio y obviamente finalizar con un buen remate, y todo esto verbalizado. El mensaje gr necesita de buenos oradores que sepan de qu est hablando.

Seligman realizó una exitosa transición de pueblo del ferrocarril a pueblo de la ruta 66, pero cuando se construyó la cercana autopista Interestatal 40 en 1978, se sumió en una devastadora crisis económica. Finalmente, la población utilizó este problema para forjarse un nombre por ella misma: en 1987 Seligman fue declarada «Lugar de nacimiento de la Ruta Histórica 66» gracias a los esfuerzos de sus residentes, especialmente el barbero del pueblo, que convenció al Estado de Arizona de convertir la antigua Ruta 66 en una Ruta histórica. Este interés en volver a poner de moda la ruta 66 no solo revitalizó a Seligman, sino que provocó un interés mundial en la Ruta 66 y la antigua forma de vida americana que representa..

En aquella ocasión, el Athletic acabó cediendo ante la Juventus de Zoff, Gentile, Scirea, Tardelli, Boninsegna, Bettega. Y con un joven Trapattoni como técnico. El cuadro entrenado por Koldo Aguirre se quedó a un centímetro de la hazaa en el partido de vuelta.

Le ha ocurrido a unos amigos que fueron de viaje a Bangkok por motivos laborales. El viaje lo hicieron con una compaia que hace escala en Paris (no se el nombre). El caso es que en Bangkok compraron dos «Lolex» uno para el y el otro para su mujer, pues bien al llegar a Paris los detienen en la aduana por contrabando por llevar dos copias de relojes que los de verdad valen mas de 25000, total que les denuncian con una multa de 750, amenazandolos con que si no pagan perderan el vuelo hasta Espaa y que si no colaboran no podran volver ya a viajar ya que no les concederan el visado de otros paises por contrabandistas.

Eduardo Corbo, en lugar de la titular ausente, Sra. M Sugo. No hay respuestas a las notas enviadas a diferentes organismos. De acuerdo que tenia la costumbre de ir a cagarse en las bodas, vale que mas de una vez se havia follao las palomas de la plaza del ayuntamiento y que le gustaba morder a los peluqueros que hablaban fino, pero solo era un animal irracional. Un ser inconsciente y por lo tanto inocente. Estava en un mundo que no comprend no distingu el «bien» del «vais a pasarlas putas cabrones».

149, el patrimonio ileg confiscado sum 6 436 942.76 pesos en moneda nacional, incluidos en la cifra, entre otros bienes, un auto, cuatro viviendas, cuentas bancarias y dinero en efectivo.Seg explica el reporte de Escambray, los jueces de la Sala Primera de lo Penal, perteneciente al Tribunal Provincial Popular (TPP), en el caso fueron acusadas 13 personas, adem de Olivera Amador, por los delitos de lavado de activos, evasi fiscal, evasi fiscal de car continuado, falsificaci de documentos p y enriquecimiento ilTras la investigaci realizada por el Ministerio del Interior, se descubrieron inversiones millonarias emprendidas con el dinero estafado en las provincias de Sancti Sp y La Habana.Asimismo, se demostr que los dem encartados, en su mayor familiares y amigos cercanos al principal acusado, ayudaron en la adquisici de bienes muebles e inmuebles y en la administraci del dinero que se enviaba a Cuba desde los Estados Unidos.La suma millonaria que lleg a Cuba tuvo entre sus destino la compra de dos autom modernos y varias viviendas, las que fueron remodeladas en su totalidad; adem de la construcci de dos restaurantes privados, uno en Zaza del Medio y otro en la ciudad de Yayabo; as como la compra y puesta en funcionamiento de una casa dedicada a la renta del turismo en el Vedado.Estos negocios, cuyos medios, y equipos electrodom para la prestaci de servicios salieron del bolsillo de Olivera Amador, acrecentaron las ganancias y encubrieron el resto de las propiedades adquiridas el origen del dinero mal habido.En el reportaje publicado en el diario Escambray se destaca que el resto de los implicados y acusados en Cuba, ten pleno conocimiento de la procedencia del capital invertido en la isla.Entre los prestanombres ocupa un sitio relevante Brian Rangel P quien, tanto en el proceso investigativo como en el acto del juicio oral, no neg los vastos poderes concedidos a por Orelvis Olivera para, primero, localizar y remodelar una vivienda en La Habana con miras a instalar un hostal y, luego, administrar su funcionamiento y depositar las utilidades en una cuenta bancaria a nombre de la madre de Papo, propietaria en papeles de ese apartamento en el Vedado.Seg contaron los implicados, el dinero se hac llegar a Cuba a trav de los familiares de Papo y de mismo acusado principal, quien fue declarado ausente y juzgado bajo tal condici Todos estos realizaban viajes continuos a Miami y tra de vuelta el dinero consigo sin ser declarado en la Aduana General a su ingreso al paDe igual manera, el otro delito cometido a gran escala fue el relacionado con la evasi fiscal. El texto de Escambray destaca que todos los inmuebles comprados y los veh adquiridos con el dinero de la estafa siempre fueron declarados antes por debajo de la realidad ante la Oficina Nacional de Administraci Tributaria de Cuba con el prop de pagar menos impuestos.Adem el Tribunal espirituano encontr pruebas suficientes para sostener que determinados encausados enmascararon compraventas con actos de donaci de bienes, sin olvidar otro actuar delictivo: la falsificaci de documentos p verificada cuando dos acusados ofrecieron datos falseados a la hora de formalizar matrimonio con el objetivo de que la mujer obtuviera la propiedad de la vivienda perteneciente a su en papeles.La Sala Primera del Tribunal Provincial de Sancti Sp solo absolvi a uno de los 14 implicados en la causa 136 del 2017. Al interponer los sancionados recursos de casaci la palabra la dio el Tribunal Supremo Popular (TSP), que en la mayor de los casos (11) ratific las condenas impuestas por el TPP, y en dos, las elevPor el lavado de activos, Orelvis Olivera recibi una pena de 10 a de privaci de libertad.